Noticias

viernes, 23 de noviembre de 2012

Crean gato fluorescente

Crean gato fluorescente

Técnica podría servir para estudiar varias enfermedades que afectan a las personas.


Dos gatos transgénicos, creados en Corea del Sur mediante la misma técnica de clonación de la oveja "Dolly", nacieron con la piel y los órganos fluorescentes y muestran un color rojo brillante cuando se les mira con luz ultravioleta.

Los siameses, que son una copia genética de su padre, logran este efecto gracias a una proteína que provoca una fluorescencia rojiza en todo su organismo: piel, pelo, músculos, cerebro, corazón, hígado, riñón, páncreas, pulmones, estómago, intestinos, lengua e incluso en sus excrementos.

FUTURAS INVESTIGACIONES

La proteína fluorescente llegó a sus cuerpos clonados gracias al trabajo de ingeniería genética que realizó un equipo liderado por Kong Il-keun de la Universidad Nacional de Gyeongsang. Los científicos aseguran que esta técnica no sólo es válida para crear criaturas asombrosas, como las que acaban de presentar, sino que también podría servir en el futuro para producir gatos clonados con los que estudiar varias enfermedades que afectan a las personas.

Para lograr que los clones brillaran en la oscuridad, se usó material proveniente de una serie de virus, incluidos el que provoca la estomatitis vesicular (una enfermedad frecuente en el ganado) y otro asociado a la leucemia. A partir de ellos, se creó un vector retroviral capaz de provocar la aparición de la proteína fluorescente en los gatos. Salvo esta manipulación, el proceso siguió los pasos clásicos de la técnica de transferencia nuclear, usada ya con éxito para crear varios mamíferos, incluido el primer gato clonado, que se llamaba "Copycat" y nació en 2004.

Los gatos comparten gran parte de su mapa genético con los humanos. De hecho, son más parecidos que los roedores que se usan en los laboratorios.

"La importancia de este trabajo deriva -dicen los entendidos- del precedente que crea: este es el primer informe de la producción exitosa de un gato clonado que expresa un gen exógeno", aseguran los científicos en su artículo, publicado por la revista "Biology of Reproduction".

El hombre y su sed de modificación del entorno hacen que existan gatos hipoalergénicos, conejos gigantes para combatir el hambre, y el último invento, una gallina que pone huevos con un fármaco que sirve para tratar un tipo de cáncer. Y claro, no hay que olvidarse de los ya clásicos cerdos fluorescentes que se usarían en la lucha contra el Alzheimer.

La mano del hombre coloca algunos genes de una especie en otra. Así se logra modificar a la naturaleza. Según registros mundiales de organizaciones bioética, ya existen varios animales modificados y algunos, incluso, adquieren el rótulo de "fantásticos". Como la poco conocida ovecabra, un llamativo animal "creado" en los '90, mitad oveja mitad cabra. De ella se podría obtener leche de cabra y lana de oveja al mismo tiempo; todo un avance.

La empresa Biosidus desarrolló una fórmula el farmacéutico para la producción de hormona de crecimiento humano en vacas, y se encuentra en pleno trabajo con gallinas transgénicas mediante un convenio con el Conicet (Argentina).

Según Lino Barañao, experto en biotecnología "ya son entre 15 y 20 las especies que recibieron el gen de otra".
Publicar un comentario en la entrada